Villa Luzuriaga: matan a joven a puñaladas y golpes con un adoquín

Lautaro Damián Villaverde circulaba con su automóvil, un Renault 9, cuando tuvo una discusión con los ocupantes de un Renault Kwid. El conductor de este rodado Néstor Ledesma fue detenido y buscan a su cómplice

Un joven de 19 años fue asesinado a puñaladas y golpes provocados con un adoquín tras una discusión de tránsito en la localidad bonaerense de Villa Luzuriaga, partido de La Matanza, y por el caso hay un sospechoso detenido, pero el presunto autor material del homicidio aún permanece prófugo, informaron fuentes policiales y judiciales.

El hecho ocurrió el sábado por la tarde en avenida Cristianía al 1100, donde la víctima, identificada como Lautaro Damián Villaverde (19), circulaba con su automóvil, un Renault 9, patente RUG 297, y tuvo una discusión de tránsito con los ocupantes de un Renault Kwid.

Ese auto era conducido por el ahora detenido e imputado Néstor Alejandro Ledesma (31), quien iba en compañía de su madre.

Según lo que pudo reconstruir el fiscal Juan Pablo Tathagian, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) temática de Homicidios de La Matanza, en base al relato de testigos, ante una mala maniobra del KwidVillaverde insultó al otro automovilista. “Todavía estamos ultimando los detalles de la pelea, pero algunos testigos escucharon que la víctima le gritó ‘cornudo’ al otro conductor y eso lo enfureció”, dijo a Télam uno de los investigadores.

Ambos conductores bajaron de sus vehículos y allí se produjo una primera pelea en la que el Renault 9 terminó con su parabrisas roto de un piedrazo y la luneta del Kwid, destruida de un fierrazo, según lo establecido en el expediente.

Ledesma fue hasta su casa, ubicada a tanto solo una cuadra del lugar del hecho, en avenida Cristianía 1052, donde dejó a su madre y le contó lo sucedido a su primo, que vive en el mismo domicilio.

“Parece una locura, pero el primo tomó una cuchilla y los dos salieron a buscar a conductor del Renault 9 al lugar del incidente. Lo encontraron, lo arrinconaron contra una pared y ahí fue golpeado y asesinado a puñaladas”, dijo a Télam una fuente judicial.

Algunos testigos contaron que Villaverde también fue golpeado con un adoquín en la cabeza, pero presentaba dos heridas de arma blanca, una en el cuello y otra en el abdomen que, por lo que revelaron los médicos forenses, fue la herida mortal. A raíz del relato de testigos, personal de la comisaría 4ta. Noroeste de La Matanza, con asiento en Los Pinos, individualizó a los sospechosos y puso una consigna policial en la puerta de su vivienda en avenida Cristianía 1052.

Por orden del fiscal Tathagian, la policía realizó en ese domicilio un allanamiento de urgencia y allí fue aprehendido el conductor del KwidLedesma, mientras que el otro sospechoso, que es su primo y presunto autor material del crimen, está identificado pero aún prófugo. En la casa, los pesquisas secuestraron el arma blanca que se presume fue utilizada en el hecho, una cuchilla marca Tramontina de 25 centímetros de largo por cinco de ancho y mango negro.

El detenido Ledesma se negó a declarar al ser indagado en las últimas horas por el fiscal Tathagian y quedó detenido acusado de “homicidio simple”. El padre de la víctima, llamado Mauricio, encabezó una marcha frente a la comisaría en reclamo de Justicia y exigió que la policía capture al prófugo.

En su cuenta de Facebook, posteó un mensaje que dice: “Mi chiquito… Mi bebé, a dónde te fuiste a volar… Me rompiste el alma y ya no sanará. ¡Qué dolor, Dios!”Ayer (por el sábado) un par de hijos de puta, cagones y traidores, masacraron a mi hijo. A punta de cuchillo y golpe de adoquín. Esos son los porongas del barrio… mataron a un nene de diecinueve años que estaba laburando, y me destruyeron la vida. Juro que la van a pagar. #Justicia”, agregó en el mensaje.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *